Basado en hechos imaginarios: Reseña (XXXIV): Héroe de las Eras

18 ago. 2016

Reseña (XXXIV): Héroe de las Eras

No más secretos

Con esta novela, termino la trilogía original de Nacidos de la Bruma, y no puedo dejar de deleitarme con el buen sabor de boca que me ha dejado este capítulo final. Ha sido algo asombroso, un gran ritmo narrativo que se equipara al de la primera novela y una angustiosa y oscura lucha contra un enemigo abrumadoramente superior. Los secretos, siempre los secretos, han sido el mayor obstáculo de los protagonistas. Y por fin se nos han revelado.

Ten fe. El Héroe vendrá.

El plan de Sanderson


Lo tenía todo planeado. Las miguitas de pan que nos fue dejando en las dos primeras novelas nos han ido llevando hasta el final. Las pistas estaban ahí para quien supiera verlas (yo no). Nos las iba revelando y ahora, en el tercer volumen, por fin se nos muestran con claridad. Nos golpea el grado de planificación del autor a la hora de construir su novela. Eso lo sabía. Esto lo sospechaba. ¡Eso no me lo esperaba!

El cierre de la trilogía es perfecto, con poca o ninguna cuenta pendiente y despertando maravillosas sensaciones de asombro en el espectador. Era imposible pasar las páginas más rápido, devorar los párrafos con mayor entusiasmo, deseando saber más y más sobre el resultado final.

Secundarios de infarto


Si en el libro anterior me quejaba de la poca chica de los antagonistas en este tercer volumen los secundarios se han convertido en personajes clave de la trama. No restan protagonismo a los principales, porque hay espacio para todos, pero su papel es fundamental en el desarrollo y climax de la trama. No sobran. No son insignificantes. Son individuos que tuvieron su momento de gloria y supieron estar a la altura.  A mencionar especialmente dos.

Fantasma (o Lestibournes) el eterno secundario en la sombra, con muchos deseos pero poca participación activa en las grandes maquinaciones se convierte en personaje de gran fortaleza y capacidad empática. Capaz de tomar su propia iniciativa para contribuir en la victoria de sus amigos y aliados.

Yomen, un obligador del viejo Imperio Final, un devoto del Lord Legislador, sí; pero qué sensatez tiene este hombre; qué dominio de las palabras y qué profunda la firmeza de sus convicciones. No es un villano, es alguien que tiene una perspectiva diferente del mundo y por eso ha decidido obstaculizar a los protagonistas.

El Héroe de las Eras (¿Él o Ella?)


Creíamos que Elend le iba a robar todo el protagonismo a Vin, que en los primeros momentos del libro parecía estar convirtiéndose en "la esposa del emperador"; pero no. Sanderson no ha defraudado, al empequeñecer a quien nos ha acompañado durante toda la saga. Vin puede que se sienta sorprendida ante las capacidades de Elend pero es ella quien derrotó al Lord Legislador, ella estuvo en el Pozo de la Ascensión. Nadie puede compararse a ella. Ni siquiera los inquisidores. Ni siquiera el mejor de los personajes.

Esta es una Vin que recuerda a Kelsier, poderosa y débil al mismo tiempo, llena de recursos y con experiencia con la que enfrentarse a los nuevos y repentinos peligros. Una chica que ha madurado hasta convertirse en una mujer de agudeza mental capaz de resolver enigmas y tomas las decisiones más valientes.

Otro enemigo a la altura de las expectativas


Sí, puede que el malo sea un poder oscuro con ansias destructivas. Todos hemos leído mil veces sobre esa malo maloso super malo, ¡pero qué bien trabajado estaba el antagonista! Ruina es un adversario formidable, lleno de recursos y con un plan en el que ha estado trabajando durante siglos. Un conspirador. Sus armas se esconden detrás de otras armas. La bruma, la ceniza, los terremotos, ¿qué es natural y qué es provocado? ¿Qué haces frente a un enemigo del que no sabes nada?

Sus esbirros son poderosos e innumerables y su capacidad para susurrar en mentes ajenas y alterar informaciones le convierte en alguien muy superior al Lord Legislador quien, a estas alturas de la saga, no parece la clase de tirano que creíamos. ¿Hasta qué punto ser malvado es la decisión correcta?

Un final muy emotivo


Sin revelar nada de la trama puedo decir que el final de la novela (y la trilogía) es un momento de gran emotividad, donde la tragedia y la alegría se mezclan bombardeando al lector. Las últimas páginas liberan los sentimientos que se han ido conteniendo durante toda la novela, en una gran éxtasis final que deja el buen sabor de boca del que antes hablaba. ¿Significa eso que solo el final de la novela es bueno? En absoluto. Todos los capítulos son de una excelente calidad e intensidad. Todos.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...